Declaración de la LIS: Solidaridad con la rebelión en Minneapolis y en todo Estados Unidos

¡Justicia por George Floyd! ¡Desmantelar la policía racista!

George Floyd fue asesinado por la policía. Ahorcado por la rodilla de un agente, repetía “no puedo respirar”. Las palabras “No puedo respirar” recuerdan el asesinato de Eric Garner en Staten Island, Nueva York, en 2014. Estas palabras no son lo único que tenían en común. Ambas muertes, como miles más, son el producto del racismo profundamente arraigado y la brutalidad de la policía. Y detrás de esto está la estructura de la desigualdad y el poder capitalista. El racismo estructural del Estado capitalista y sus fuerzas policiales es responsable de la muerte de George Floyd. Sigue leyendo